Dieta sin gluten e hipotiroidismo

La celiaquía y el hipotiroidismo están más relacionados de lo que se pueda llegar a imaginar. Es que se trata de dos enfermedades autoinmunes y quienes sufren de ellas experimentan niveles bastante elevados de anticuerpos que mellan en sobremanera el organismo.

De hecho, algunas investigaciones han revelado que un paciente celiaco tiene mayores probabilidades de padecer trastornos de las tiroides, generando pérdida de peso corporal, rápidas pulsaciones, nerviosismo, insomnio, irritabilidad, diarrea, taquicardia, entre otros síntomas.

 

Dieta sin gluten e hipotiroidismo

 

La conexión entre ambas parece ser bastante evidente, destacando que el hipotiroidismo es una reacción ante la intolerancia al gluten. Es por esta razón que para tratar el mal es necesario someter al paciente a una dieta sin esta proteína que claramente es producida por los derivados del trigo, cereales, centeno, avena y cebada.

La detección del hipotiroidismo se logra a través de procedimientos rápidos y sencillos. El resultado se obtiene a través de un test sanguíneo y de ser positivo, tendrás que erradicar de tu dieta comidas como la pasta, el pan, condimentos, carne con salsa; y bebidas como la cerveza y las gaseosas.

Y sí, aunque parezca descabellado, la mayoría de los productos que encontramos en los supermercados y que tanto nos gustan contienen niveles elevados de gluten, razón por la cual comer sin esta proteína puede ser costoso y hasta frustrante; sin embargo, es necesario para mantener el cuerpo saludable.

Es importante saber que para hacer más efectivo el tratamiento, sobre todo cuando el hipotiroidismo es causado por celiaquía, es fundamental tomar los medicamentos recetados por el médico especialista.

 

El problema con el gluten

El verdadero problema con el gluten es que ha sufrido tantas modificaciones que muchas personas hoy en día no pueden metabolizarlo. A pesar de que era consumido con frecuencia y sin consecuencias por nuestros antepasados, actualmente representa un grave problema para pacientes celiacos y, por consiguiente, para los de hipotiroidismo.

El gluten contenido en los cereales fabricados hasta entonces puede generar reacciones autoinmunes sumamente peligrosas. Pero además, es la principal causante de algunos otros males como los gastrointestinales, cerebrales, cardiovasculares, entre un sinfín de patologías.

También está estrechamente vinculada a la diabetes del tipo 1, hepatitis autoinmune, artritis, esclerosis múltiple, miocardiopatía idiopática dilatada, enfermedad de Addison y otras más.

Es por esta razón que el gluten ha sido considerado por los especialistas como una de las proteínas capaz de generar las más variadas reacciones alérgicas en el hombre, como consecuencia de su toxicidad.

 

Consideraciones de una dieta sin gluten y el hipotiroidismo

Si una persona celiaca consume altos niveles de gluten, automáticamente su sistema inmunológico comienza a presentar fallas, lo que repercute de manera negativa en el intestino delgado. Esto, por su puesto, hará que la absorción de nutrientes para el cuerpo sea difícil.

Lo peor de la celiaquía es que tiende a agruparse, lo que quiere decir que puede desencadenar otra serie de afecciones como las que ya hemos hecho referencia. No obstante, una de las que más destaca es el hipotiroidismo.

Ahora bien, si el diagnóstico realizado por el médico revela algún tipo de hipotiroidismo y a la vez problemas celiacos o intolerancia al gluten seguramente recomendará empezar una dieta desprovista de esta proteína para mejorar la condición del paciente.

¿Qué se debe comer en estos casos? Sencillo, ya que puedes seguir al pie de la letra las siguientes recomendaciones:

  • Primero que nada, tendrás que eliminar los alimentos que contengan trigo, cereales, centeno y cualquiera de sus derivados.
  • Incluye en tu dieta granos como frijoles y maíz; pero también, consume muchas frutas, verduras y legumbres.
  • Las nueces, aguacates, quesos, yogures, aceites vegetales y leche pueden ser algunas de las alternativas.
  • No desaproveches la quinoa, papas, mijos, kasha y el arroz. Puedes consumir pasta y avena sin gluten, ya que existe en el mercado presentaciones de este tipo.
  • Si quieres variar los alimentos, puedes sencillamente visitar la sección sin gluten de los establecimientos comerciales para adquirir los productos adecuados para mantener tu salud intacta.

Además, se recomienda a las personas con celiaquía e hipotiroidismo llevar un control de lo que come al día, a fin de determinar cómo va evolucionando su condición, y también para conocer qué tipo de alimentos le hacen bien y cuáles definitivamente debe dejar de comer.

Si bien una dieta sin gluten puede ser algo aburrida, existe hoy en día un sinnúmero de alternativas para variar en cuanto a los alimentos. Pero recuerda que lo más importante de seguir la dieta es preservar el organismo y evitar complicaciones futuras.

ULTIMA ACTUALIZACION EN:

Deja un comentario